IMG_1486-1_7-2_8-32-1

Me llaman Erasmus (XVI): Eslovenia

Había pasado una semana desde la vuelta de navidades y en la residencia se daba lugar un goteo lánguido de compañeros que volvían de sus respectivos lugares de acogida (también llamados hogares) y entre tanto, el tiempo pasaba lento sin algo mas que hacer que echar un recurrente Pro Evolution Soccer y alguna que otra fiesta. Hasta que cuando ya sólo quedaba una semana para irme a esquiar por primera vez (de lo que veréis fotos en breves) llegó a mis oídos la idea de hacer un tour por Eslovenia en coche además de ser el viaje de despedida del gran Jordi.

Después de un tiempo de incertidumbre logramos alquilar nuestro bólido para el tour, ni mas ni menos que un ¡super Skoda Fabia 1.2 de gasolina!, eso si practicamente nuevo, en el que los de la parte trasera nos dio tiempo a cogernos mucho cariño (entiéndase que el roce hace el cariño).
De conductor, el experimentado bombero conductor Jordi (con carné hasta para naves espaciales) y de copiloto y conductor ocasional Alfonso que, cómo véis, iba echando un sueño reparador para estar luego al 100% XD.
Con estas llegamos a Graz (Austria) a media mañana donde, a pesar de la llovizna, subimos al mirador de la ciudad y nos resguardamos del frio comiendo. Una vez visto lo principal, de vuelta al Fabia rumbo a nuestro siguiente destino, Ljubliana.
Hay que mencionar que en el trayeccto Graz-Ljubliana nos sorprendió una señora nevada…
Finalmente lleguamos bien a la capital eslovena donde pudimos descansar, no sin antes, hacer un señor botellón en nuestró señor ático de hostal y “visitar” alguna que otra discoteca, hecho que provocaría alguna que otra ausencia (4 de los 5) en la salida turística del día siguiente.
Y cómo bien decía antes me tocó echarle un vistazo a la ciudad en solitario durante unas horas, en las cuales aproveché, cómo no, para empacharme de fotografía.
HDR de tres fotografías, -1,33, 0, +1,33
En Ljubliana hay incluso zonas para pederastas gallegos (chiste jodío…):
El Banksy esloveno 🙂
El triple puente (como véis aquí ya se incorporó Fon, el primero en separase de los tentadores tentáculos de las sábanas)
Que pesaos…
Desde el castillo de Ljubliana:
Después de esto, se hizo de noche, dimos alguna que otra vuelta más, volvimos a ahcer botellón (esta vez más suave), volvimos a salir (está vez más suave) y descansamos ésta vez bien porque al día siguiente tocaba ver 3 ciudades. Why not?
1ª Parada, Tieste (Italia) donde hacía un viento del copón!
Una vez visto lo principal camino a:

2ª Parada, Piran (costa de Eslovenia)

3ª Parada, Portoroz (Costa de Eslovenia) una mezcla entre Benidorm y Marbella XD

Nótese el notable descenso de fotos, pero con le frio que hacía no apetecía mucho estar enredando…

Después de esto volvimos a Ljubliana donde salimos de tranqui y se nos complicó la noche con los cocteles aunque no demasiado XD
Al día siguiente tocaba vuelta a Bratislava aunque decidimos pasar por Maribor (Eslovenia) de paso, y de paso echarnos una pizza para medía mañana jaja.

Y con esto y poco mas se nos fue cinco días por Eslovenia y algún país mas, en el que mas que turismo nos dedicamos a pasárnoslo bien en todos sus sentidos 🙂
Pronto volveré con las fotillos de la nieve (parte I) pero de momento eso es todo. ¡Agur amigos!

1 Comment

  1. Anonymous

    joder viendo estas fotos yo también quiero ir!!
    -isma-

Leave a Reply